Phylgreen®, efectividad probada contra el estrés térmico en cítricos

0

El bioestimulante Phylgreen® es un producto de origen natural que se obtiene del alga Ascophylum nodosum a partir de un exclusivo método de extracción en frío (‘Gentle Extraction Pro’) realizado por Tradecorp, y que permite conservar inalterada una alta concentración de principios activos, reservando los componentes beneficiosos del alga y limitando posibles alteraciones derivadas del contacto con la luz, el calor o de otras sustancias químicas.

 

Compartir: 

 

 Los estudios realizados por la compañía sobre diversos cultivos han confirmado la capacidad de Phylgreen® de anticipar y prevenir los efectos del estrés abiótico en las producciones.

 

 Uno de esos ensayos fue el llevado a cabo en la localidad de Fortuna (Murcia) por la empresa Ideagro con el objetivo de evaluar la gestión de estrés térmico y otros parámetros de interés agronómico. Para ello se escogió un cultivo de mandarinas de la variedad clemenules de cinco años.

 

 En concreto, los trabajos se centraron en la comparación del efecto Primactive de Phylgreen® frente al control sin tratamiento bioestimulante y a un competidor.

 

 Se plantearon, por lo tanto, cuatro tesis: una de control sin tratamiento bioestimulante; una tesis donde se aplicó Phylgreen®  Ebo en una dosis de 1,5 l/ha con ocho repeticiones en los meses de verano, cuando más calor hace y el estrés térmico es más severo; una tesis con un competidor con la misma dosis y cadencia -un producto en base a microalgas del género Spirulina-, y, para completar el ensayo, una cuarta tesis destinada a comprobar los efectos de la aplicación de Phylgreen®  en los momentos de floración, caída de pétalos  y cuajado.

 

 

 

 

 

El equipo de la investigación destaca, además, las condiciones climatológicas a las que estuvo sometido el cultivo durante los meses de verano, con unas temperaturas máximas que superaban todos los días los 30 grados, llegando en varias ocasiones a los 40 grados.

 

Así, se constató que en las tesis en las que se aplicó bioestimulante – Phylgreen®  Ebo y Spirulina- mejoró el rendimiento. Ambos tratamientos comenzaron a partir del 1 de junio, con lo que Phylgreen®no incidió en la floración y/o cuajado, sino que tuvo influencia directa en una menor pérdida de fruto. En la tesis en la que sí se aplicó Phylgreen®  en momentos de floración, caída de pétalos y cuajado, el rendimiento fue mucho mayor.

 

 

 

 

Este hecho tan significativo da a entender que la aplicación de Phylgreen® en esos momentos repercute directamente en la floración y cuajado y en el posterior rendimiento.

 

En todas las tesis se registran aumentos del número de frutos por árbol. Se produce más fruta aplicando el producto en verano, posteriormente al cuajado, lo que sugiere que el efecto Primactive de Phylgreen® genera más condiciones idóneas para aumentar la producción de fruta que en el caso del control sin tratamiento y que la Spirulina. La explicación se encuentra no en la mejora del cuajado sino en la menor pérdida de fruto en este periodo de estrés. Si, además, se complementa con los tratamientos floración, caída de pétalos y cuajado, se obtiene mayor porcentaje de cuajado y menor pérdida de frutos durante el verano, ya que el efecto Primactive se maximiza.

 

 

 

 

En lo relativo al análisis de los calibres comerciales, en la tesis basada en las ocho aplicaciones de Phylgreen®  Ebo a partir de verano se logra un aumento del rendimiento acompañado no solamente de un crecimiento del número de frutos, sino también de una mejora de los calibres, por encima de 68 mm.

 

 

 

Como se aprecia en este gráfico, el porcentaje de calibres pequeños se mantiene. Cuando a esta estrategia se le añaden los tratamientos de floración, caída de pétalosy cuajado, el rendimiento aumenta en mayor medida, creciendo significativamente también el número de frutos. Se aprecia, asimismo, un aumento del número de frutos de mayor calibre respecto al control sin tratamiento y a la Spirulina. El número de frutos pequeños aumenta, al haberse dado una carga muy importante de fruta.

 

En definitiva, el ensayo realizado en Fortuna por Ideagro demostró que las aplicaciones de Phylgreen®durante el ciclo de cultivo bajo condiciones de estrés térmico son muy beneficiosas. Phylgreen® y su efecto Primactive consiguen un doble beneficio: un mayor rendimiento y más capacidad de producción. Todo gracias al ahorro de energía a lo largo de todo el ciclo y a cosechas de máxima calidad, fruto de mitigar los impactos negativos y trastornos que el estrés térmico produce en la planta.

 

Tradecorp desarrolló durante el mes de marzo tres webinars de transferencia de conocimiento englobadas en el ciclo Phylgreen® Live Experience en los que se transmitió a más de 200 asistentes los resultados de los diferentes estudios y ensayos, que demostraron la eficacia de Phylgreen® y el efecto Primactive en la anticipación y prevención del estrés abiótico.

 

El director de marketing de Tradecorp Bioestimulantes, Daniel Salgado, insistió en el último de esos webinars en que “el cambio en la climatología al que nos enfrentamos, especialmente en la cuenca mediterránea, hace indispensable el uso de bioestimulantes que nutran y fortalezcan nuestros cultivos ante episodios cada vez más frecuentes, como olas de calor, sequía, e incremento sostenido de las temperaturas. El uso de bioestimulantes nos permite optimizar el uso del agua, cada vez menos abundante e, incluso, poder usar aguas con mayor concentración salina”.